viernes, 17 de junio de 2011

REENCUENTRO



Me sumerjo en la soledad
Y el silencio
Para encontrarme conmigo mismo.
Busco en el pasado las raíces
De las cicatrices
Que encuentro en la piel de mis recuerdos.
En los recodos de la memoria
Se esconden dolores olvidados
De amores frustrados
Y dulces besos de miel
Que ya no existen.
Me veo con mis años juveniles
Cargado de ilusiones y sueños
dispuesto a conquistar un mundo
que luego nunca fue mío.
Igual que con otras personas
Después de muchos años
El reencuentro conmigo no fue lo que esperaba
Pero me sirvió
Para sacar los escombros de las ruinas
Del pasado lejano
Para sacar los cadáveres insepultos
De lo que pudo haber sido y no fue
Y me mostró mi realidad actual.
Lo que no logré ya está perdido,
Los sueños locos de juventud
Sólo eso fueron: sueños.
Los amores del ayer ya no están
Y, tal vez, ni fueron amores.
En el silencio total
Me despido de mi ayer
Quizás para siempre.
No sé si vale la pena
Recordar dolores y alegrías,
Lágrimas y besos,
Personas que ya no están en este mundo
Y logros no alcanzados.
Hoy me digo adiós en el pasado
Y me saludo en el milagro del hoy
Que es lo único real de mi existencia

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada